mi novia

Historias Reales 

"Necesito un tiempo"
 

En el mes de Mayo de 1993, luego de 7 meses de noviazgo me informa que se va a ir de viaje con los compañeros de la Facultad por 4 días a las Cataratas.
En ese entonces yo tenía 25 años y ella 19.
Se fue un viernes y volvió un martes, por lo tanto la noche de su regreso fui a su casa para encontrarnos nuevamente.
Al llegar toqué el timbre una vez y nadie respondió, como hacía mucho frío volví a tocar y fue su padre quien abrió la puerta.
Al entrar la vi, estaba jugando con un video juego(Gálaga), frente al televisor con el control entre sus manos.
Al verme esbozó un trucho:
-"ah, hola mi amor", y volvió a girar su cabeza hacia el televisor para seguir jugando hasta perder la última nave (unos 10 minutos).
Cuando terminó me saludó con un frío beso en la mejilla y me invitó a subir a su cuarto porque quería que habláramos.
Mi corazón latió más fuerte de lo normal anunciando lo que sucedería mas tarde.
-"Necesito un Tiempo", fue su frase.
Ante semejante recibimiento le dije que para mí los tiempos no existían, que si tenía dudas la cortáramos sin más vueltas.
-"Bueno, está bien", me respondió.
Así de simple.
Entonces agarré mi campera, me despedí de sus padres, de ella y regresé a mi casa sin poder creer lo que acababa de suceder.
Después de 3 semanas fui a un Cantobar que solíamos frecuentar.
Cuando estoy entrando el pibe que vendía las entradas me detiene y me dice: -"mirá que está tu ex".
Y yo le respondo:
- "¿y que problema hay?, haciéndome el canchero.
-"Que está acompañada", responde él.
Para confirmarlo y hacerme el héroe entré igual, la saludé a ella, lo saludé a él y después de eso me quedé media hora en el lugar.
Pareció una eternidad.
"La vida te da sorpresas, sorpresas te da la vida", dice la canción.
Hoy puedo contarlo y reírme pero en ese momento no me causó la más mínima gracia.

"Pagar por otro"

Un día, sin más ni más, una chica que la verdad no estaba mal me tiró los tejos, nos enrrollamos y ella no hacía mas que decir que cómo pude fijarme en ella, que estaba muy bueno, que nunca sintió nada igual por otro tío y demás chorradas.
Empezamos a vernos a diario y a las dos semanas ya estaba que si te quiero, que tenía miedo que pasase de ella, que cuando lo hiciésemos yo pasaría de ella y todo lo que te suelen decir.
El caso es que yo al principio me reía, pero acabé creyéndomelo, acabé confiando en ella e ilusionándome.
Todo iba sobre ruedas, pero cuál fue la casualidad que todo acabó invirtiéndose.
Al poco de empezar a hacerlo fue ella la que se cansó de mí, de estar muy bien los dos pasó a decirme que tenía miedo cansar de mí, yo estupefacto, empacé a tirarle de la lengua y confesó sus intenciones:
Al parecer venía escamada de una relación anterior y llegó a decirme que como jugaron con ella se sentía en el derecho de jugar ella con los demás tíos, que nunca mas podría confiar en un tío y por eso me hizo a mí la puñeta.
Que sus intenciones eran ligarse a un tío, usarlo y tirarlo y yo como le gusté fisicamente pues eso hizo conmigo y que se estaba empezando a pillar y no quería.
Fijense en la mala fe y frialdad y egoismo de algunas mujeres que no dudan en jugar y romperle el corazón a tíos que no le han hecho ningún daño, todo lo contrario, darle todo lo que me pidió.
Lo mas chistoso es que yo al sentirme engañado y utilizado le dije unas cuantas verdades que le dolieron, y que yo no era ningun juguete y no quería verla nunca más, (ya que ella con todo el morro quería quedar de amiga conmigo como si nada pasara) y ahora para ella yo soy el malo de la película y me dice que pensaba que valía mucho y que se da cuenta que no valgo nada.
Después de decirme todo lo que me dijo y al yo no aceptar su amistad como si yo fuese gilipollas.
Lo triste es que es una cría de 18 años y ya está así de maleada y para ella cojer es mas natural que el comer.
Y lo peor de todo, a base de jugar con los sentimientos de otras personas y buscando ella las víctimas, ya que ella se lo guisó todo en esta relación.
Espero que tengan más suerte que yo, ustedes claro, ella acabará pagando por sus actos y confío en que le devuelvan la moneda, para que sepa lo que se siente.

"Aerofagia"

A Marcela la conocí un sábado en un karaoke de Olivos.
Quedamos en vernos en la semana y así fue como salimos.
La pasé a buscar en mi Super Europa blanco y le propuse ir a tomar algo a la zona del Tigre, a esos barcitos que seencuentran frente al río.
Transcurría una época de mi vida en la cual el romanticismo era mi principal arma de seducción para con el sexo opuesto.
Le pregunté que quería tomar y pidió un Tía María con crema.(A la mierda, pensé yo, no puedo ser menos) Y pedí un Chivas Regal con hielo.
Sentados uno al lado del otro en un cómodo sillón, con luz tenue y música de Air Supply de fondo, nuestros rostros se aproximaron.
De repente ella experimentó una especie de "onda esofágica"y me dijo : "Estoy repitiendo las empanadas de la cena..."
Yo, que estaba a punto de recibirme de médico, le sugerí que se realizara una ecografía de vesícula, tras lo cual le solicité al mozo la cuenta y la dejé en su domicilio tan rápido como pude.
Al día de hoy, y ya con una familia formada, me hubiera gustado saber si las empanadas que comió Marcela esa noche eran de carne, pollo o queso, fritas, o al horno de barro...


"Historia de Amor"

Era un muchacho bastante tímido, para decirle a las muchachas algo como por ejemplo que era bonita y me gustaba, por eso me costo tanto pedirle a una chica muy linda para mí que fuese mi novia, aunque yo estaba seguro que ella también sentía amor por mí. Fue una noche de un mes de diciembre que un amigo hablaba con el papá de la muchacha y el amigo preguntó “¿y su hija tiene novio?”, el padre respondió, “hay un buen chico que parece que gusta de ella y ella también gusta de él pero no se que pasa al muchacho que no se atreve a decirle nada, yo estoy de acuerdo con ese noviazgo”. Sentí mucho valor y me animé a pedirle a la chica que fuésemos novios y ella aceptó, pero esa felicidad de tener a una chica que para mí era la mas hermosa del barrio duró poco tiempo. Ella se fue a la capital de mi país, pero antes me prometió que si al regresar yo aún la amaba nos casaríamos y si no soportaba estar lejos de ella que la fuera a buscar que ella regresaría para ser mi esposa. No pude soportar su partida y me fui tras ella. No la encontré porque su hermana mayor no me quiso dar la dirección. Pude encontrar la casa de su hermana, por el lugar en donde ella había aceptado un trabajo. Regresé a mi barrio muy triste, me dedique ha trabajar mientras esperaba su regreso. Ella regresó pasados cinco meses. Cuando me enteré de su regreso la fui a visitar, me hecho de su casa y me dijo “¡vallase de mi casa, no quiero saber nada de la gente hipócrita!
Nunca pude hablar con ella. Por más que lo intenté, no quiso saber nada de mí ni por medio de cartas ni por medio de amigos. Todo fue imposible, pensé entonces que lo mejor era continuar mis estudios. Cinco años después, cuando me graduaba, quise ir a su casa. Ella aceptó hablar conmigo. Después de cinco años supe que su hermana le ocultó que la fui a buscar a la capital, una amiga le dijo que yo andaba con otra chicas y su mamá le dijo lo mismo. Ella lo creyó en esos días. Más tarde supo que la habían engañado pero nunca me encontró. Ahora estaba embarazada de un chico que tenía como novio. En cinco años pasados nunca quise a otra chica, no quería fijarme en otra porque pensaba en ella, le dije que aun la amaba, pero ella dijo que ya era tarde para eso y no me creía porque lo podía ver en mis ojos. “Nunca tendré un amor como el tuyo” me dijo, eres un hombre de verdad, nunca tendré un novio igual. Han pasado más de 25 años. Yo me casé, tengo dos niños soy un educador. Ella no se casó, tiene dos niños y está separada. Su madre es ciega por más de 20 años.
Amo a mi esposa y a mis hijos.


"Mandando Fruta"

Resulta que mi amigo Nando había invitado a salir a una chica que le gustaba y me pidió un consejo sobre como hacer para decirle lo que sentía y ganársela.
Yo tengo mi propia teoría de que si a la mina le gustás, con sólo demostrar simpatía y seguridad ya es suficiente.
Después le podés decir cualquier cosa que te la vas a ganar igual.
Pero como él evidentemente lo que necesitaba era letra, pensé un poquito y se la di.
Le dije:
-Vos en un momento cuando estén en el auto, que puede ser cuando la estés dejando en la casa, poné un cassette con un buen tema romántico, mirala con seguridad a los ojos y decile: "Cuando yo era chiquito y me contaban el cuento de Blancanieves, yo me la imaginaba exactamente igual a como sos vos". Inmediatamente después la tomás suavemente de la nuca, te acercas sonriendo levemente y le das un beso".
-¿Te parece? - Preguntó mi amigo dubitativo.
-Hacela que es buenísima -le dije.
Pobre... en realidad yo estaba casi seguro de que con ese verso le iban a pegar una patada en culo, pero si no le decía algo me iba a romper tanto las bolas...
-Bueno, está bien -me dijo, y luego me repitió todo como para ver que había entendido bien.
-Mañana llamame y contame -le dije.
Al otro día me llama.
-Boluuuudo... Me la gané !!! me la gané!!! -me dice chocho de contento.
-¿En serio? -le digo -¿Hiciste la que yo te dije?
-Siiiii, sos un campeón. La hice y me salió bárbaro!!!!
-Bueno, contame todo ¿cómo fue? -le pregunté ansioso
-Y... estábamos estacionados en el auto... puse un tema lento... la miré....le dije que era igual a como yo me imaginaba a "Cenicienta", y le puse un beso.
-Pero pelotudo -le digo -no te dije "Cenicienta"... te dije "Blancanieves".
-Uy... yo le dije Cenicienta.
-¡Pero idiota! Cenicienta era un harapo de mina, toda sucia, llena de ceniza (de ahí el nombre) despeinada y mugrienta. La que era hermosa era Blancanieves!!!
-Bueno, no importa -me dice -la cuestión es que yo le dije "Cenicienta " y me la gané igual.
Eso reforzó mi teoría de que si una mina está muerta con vos, podés mandar fruta nomás.


Me Fui para la "B"


Con mi ex novia salí casi cuatro años.
Una vez tuvimos un periodo de separación de 3 meses.
Ella en ese tiempo había estado saliendo con otro, que según me contó luego de que nos reconciliamos "era muy boludo".
Una vez, como al año de que nos habíamos arreglado, me contó que este tipo era tan boludo que una noche que iban a salir, él estaba tan deprimido porque San Lorenzo se había ido al descenso que estaba tirado en la cama llorando y no quería ir a ningún lado.
Esto se lo conté a un amigo, que también es hincha de San Lorenzo y este me dijo:
"Pero boludo... si San Lorenzo se fue al descenso cuando vos estabas de viaje de egresados en Bariloche..no cuando ustedes estuvieron peleados."
¿Qué tal? Que manera tan idiota de enterarme que me habían re-cagado .

"Risueña"

A los dos años de estar de novio con Laura esta me metió bien los cuernos con un vecino que tenía un Megane amarillo.
Y no sólo eso sino que me dejó y comenzó a salir con él.
Como al mes se pelea con el tipo y quiere volver conmigo (No se si porque me extrañaba o por que el tipo la dejó).
Y yo la perdone.
Y bueno... estaba muerto...
Después de un año de ese episodio todavía me costaba no pensar en eso, pero ponía todo mi empeño en superar la situación y seguir adelante con nuestra relación.
Una noche que habíamos ido a comer a un restaurante, luego de estacionar el auto pasamos por al lado de un Megane amarillo y Laura se sonríe.
Yo, no pudiendo creer lo que estaba pasando le pregunto:
"¿De que te reis?"
Y ella no tiene mejor idea que responderme con carita de banana:
"La que sola se ríe, de sus picardías se acuerda"
¿Lo pueden creer?.

"Los Lentes Olvidados"

Una vez me fui de vacaciones con mis padres y mi novia se había dejado en mi casa un par de lentes.
Hablamos por teléfono y le dije que le pidiera la llave de mi casa a una tía que vivía a la vuelta y se la habíamos dejado por si las moscas y que entrara a buscarlas.
A mi regreso mi tía me encara y me dice:
-"Mirá... esteee... yo no se como decirte... pero cuando tu novia vino a buscar la llave yo salí a la calle y vi que no estaba sola.. esteee.. estaba con un muchacho... y... que se yo.... me parece que para agarrar los lentes tardó más de la cuenta..."
No le di bola.
No podía ser que sucediera lo que mi tía sospechaba.
¿Cómo mi querida novia iba a ser tan hija de puta de cagarme.... y en mi propia casa en mi ausencia...? imposible.
El tema es que quien había hecho mi cama antes de viajar había sido yo y sé perfectamente en que sentido puse la colcha, dado que tenía una pequeña marca que yo vaya a saber porque tenía la costumbre de ponerla del lado de la almohada y estaba del lado de los pies.
No podía ser.
Debía ser mi imaginación.
Era imposible. ¿Mi dulce novia?... ¿y en mi casa?... ¿y en mi cama???
Así que en aquel momento decidí borrar el episodio de mi mente y hacer como que nada había pasado.
No lo hice de forma consciente, pero fue así.


Recién después de varios años puedo elaborar dicha situación y decir con una sonrisa
-"Que hija de puuuuuuuuuuta".


© Copyright 2007. Todos los derechos reservados. webmaster@mi-novia.com.ar Diseño Web: DBdiseñográfico